Fajas para mujer

¿Se recomienda usar fajas durante el embarazo?

fajas para mujer durante el embarazo

Durante el embarazo hay muchas dudas sobre qué se puede y no se puede hacer, y quizás una de las más frecuentes es con respecto a las fajas para mujer embarazada. ¿Serán recomendables? ¿Estarán avaladas por algún estudio médico? ¿Le harán daño a tu bebé? ¿Tendrán algún beneficio? Encontrarás respuesta a estas preguntas aquí.
 

¿Es recomendable usar faja durante el embarazo?

Esto puede variar mucho dependiendo de la mujer embarazada, del tipo de embarazo e incluso del tipo de faja. Pero, en líneas generales, necesitas saber que la OMS, en su manual de recomendaciones sobre atención prenatal para una experiencia positiva durante el embarazo, recomienda su uso para tratar la lumbalgia y el dolor pélvico.

Otros ginecólogos lo recomiendan para reducir el riesgo de estrías, conservar la figura y otros aspectos esenciales en el embarazo. Sin embargo, siempre es bueno que te asesores con tu médico antes de comprar y usar la faja durante el periodo de gestación.
 

Consejos al usar fajas durante el embarazo

  • Compra una faja especializada para embarazos, ya que hay muchos modelos para otros propósitos y estos podrían perjudicar la forma de tu cuerpo. Búscala de talla acorde a tu tamaño y a tu peso en un catálogo como el de Lycsi.
  • Asegúrate de que no te aprieta demasiado el abdomen ni te genera incomodidades, la idea es que puedas moverte tranquilamente y te sientas más cómoda.
  • Busca un modelo que sea fácil de poner y de quitar para que no tengas que hacer esfuerzos adicionales.
  • Durante el mes 25 y 30 del embarazo es el momento perfecto para usar la faja y reducir considerablemente los dolores y los malestares.
  • Podrías seguir usando la faja aún después del embarazo, esto favorecería mucho tu postura, la elasticidad de tu piel y otros aspectos.

 

Beneficios de usar fajas durante el embarazo

Luego de consultar a tu médico con respecto a si es correcto para ti usar o no la faja y tomar en cuenta los consejos que te hemos dado en la sección anterior, aquí están las mayores ventajas que puede ofrecerte.

Ayuda a prevenir y aliviar dolores de espalda

Las fajas están diseñadas para funcionar como apoyo para distribuir bien el peso que se concentra en la parte delantera del cuerpo. De esta manera, alivian efectivamente la incomodidad que se genera por el peso y la posición que deben tener las embarazadas para sostenerla.

Ofrece mayor estabilidad para la columna

La sujeción que ofrecen las fajas de embarazada es perfecta para ayudar a la columna a sujetar el peso extra que genera el vientre de embarazada y el bebé. Igualmente, es capaz de reducir la presión que el bebé realiza sobre la zona de la pelvis y que genera dolores o incomodidades, además de guardar una buena postura.

Se adapta al crecimiento de la barriga

Es una herramienta versátil que no deberás cambiar si tu barriga crece un poco más; se adaptará al tamaño de tu barriga y te ayudará a moldear tu figura para que esta se mantenga estable a pesar de los cambios constantes.

Es muy fácil de usar

Las buenas fajas de embarazada son fáciles de usar, poner, quitar y limpiar para que no tengas que tomarte mayores molestias a la hora de usarla, ya que la idea es que te sientas más cómoda con ello.

Recuerda que las fajas para embarazadas se basan en indicaciones médicas, pero pueden traer muchos beneficios para tu salud y bienestar. Por eso, es importante que elijas la idónea para tu tamaño, peso y tiempo de gestación y que observes tus reacciones mientras la usas, para que puedas aprovechar todas sus ventajas.

También te va a interesar: Fajas reductoras y moldeadoras para mujer

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *